17/02/2020 | Categorías: Destacadas, Provinciales, Salud

POLÉMICA POR ANTENA EN VILLA URQUIZA

En el marco del expediente que lleva adelante la Defensoría del Pueblo, esta mañana Alberto Penayo concretó la primera audiencia conciliatoria con funcionarios y vecinos de la chacra 8. Motivó la reunión la negativa de los vecinos a la colocación de una antena de telecomunicaciones en Ameguinho e Israel.

Luego de la exposición de los integrantes de la mesa y ante la falta de cumplimiento de lo establecido en los artículos 45, 46 y 47 de la Carta Orgánica Municipal referentes a audiencias públicas, a efectos de ser expuesto el informe de impacto socioambiental que debe ser de la provincia; se presentó una denuncia ante el Juzgado de Faltas n° 3 solicitando la clausura de la obra de instalación de la antena de servicio de telefonía celular, hasta tanto se cumplimente con dichos requisitos.

La oposición de los vecinos

El caso llegó a la Defensoría a través de un vecino preocupado por obras que se estaban realizando en la zona y que, según averiguó, tenían el fin de colocar una antena. Atento a ello, el Defensor junto al equipo técnico, recorrió el lugar el viernes y se acercó a hablar con los ciudadanos que enojados, sostuvieron que nunca los habían informado de nada. “Nos vinimos a encontrar con el terreno ya vallado, y personal que estaba trabajando sin las condiciones de seguridad adecuadas” sostuvieron. Acompañaron el Subsecretario de Derechos Humanos de la provincia Ramón Vázquez, la diputada provincial Laura Duarte, el Director de Obras Privadas Diego Bonne, el Delegado de ENACOM Roberto Soloneski , el belegado barrial Johnny Ortega y el presidente de la Comisión Vecinal Walter Ríos.

“Los daños que acarrea una antena de semejante magnitud no solo afecta el medio ambiente, sino a la salud de cada uno de nosotros” remarcaron. Incluso uno de los vecinos en la ocasión, mostró estudios hechos recientemente donde demostraba que estaba sano y dijo “ quiero seguir estando en este estado; ¿quién me asegura que con esa estructura acá, mi salud esté garantizada?”. Según el representante de ENACOM la obra estaba aprobada y se había hecho una evaluación de impacto socio-ambiental que formaba parte del expediente (y se habría hecho de manera particular).
En un clima hostil los vecinos reclamaron que nunca se les presentó nada, que desconocían el informe. Y que estaban en contra de que se continuara con el proceso de implantación del dispositivo. Penayo entonces propuso la reunión del día de la fecha, donde estuvieron presentes todos los implicados.

“Estamos hablando de que no hubo participación ciudadana, faltó la consulta popular, la voz del vecino en este proceso” aseveró el defensor capitalino. “Es por ello, que presentamos una denuncia ante el Juzgado de Faltas de turno, solicitando el cese de las obras en el plazo de 10 días” explicó. “Dentro de ese período se continuará con lo administrativo y pediremos al Ministerio de Ecología que se lleve a cabo un estudio de impacto socioambiental”.

Asimismo, se prevé presentar en el Honorable Concejo Deliberante un proyecto de revisión sobre la aplicación de los artículos 45 46 y 47 de la Carta Orgánica y a la vez, modificar las ordenanzas que regulen la colocación de antenas; determinando las zonas aptas para ello e incorporando herramientas que sirvan para detener este tipo de avasallamientos” cerró Alberto Penayo.

FUENTE: PRENSA DEFENSORÍA

Compartí esta nota: