20/10/2020 | Categorías: Cultura, Destacadas, Provinciales, Regionales

GUARDIANAS DEL MEDIO AMBIENTE

El proyecto Tica Tekoé tiene un plazo de ejecución de 2 años. El monto recibido asciende a 16 mil dólares.

Un grupo de mujeres de la comunidad mbyá guaraní de Perutí lleva adelante un proyecto en el marco del Programa de Pequeñas Donaciones. Confluyen la espiritualidad de su pueblo, la conservación del medio ambiente y una alternativa de ingresos económicos.

El PPD es un programa institucional del Fondo para el Medio Ambiente Mundial, implementado por el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo.  El PPD Argentina comenzó a ejecutarse en 2006.

Desde entonces, se financiaron 219 proyectos con 50 mil familias beneficiarias.

PERUTÍ

Javier Villalba fue el nexo que permitió al grupo de mujeres tomar contacto con el programa. El referente de las comunidades de Misiones ganó una beca en la ONU en 2018 a través de la cual hizo contacto con las fuentes de financiamiento. Ahora integra la Mesa Ejecutiva del directorio del organismo.

“Es necesario que las comunidades sean reconocidas en el cuidado del medio ambiente. El monte, las montañas. Pude recorrer Argentina para ver que las comunidades beneficiarias sean las que viven en el territorio. Porque la mayoría de los que se benefician de los proyectos siempre son los mismos, los que están cerca de las grandes ciudades.” Así lo señaló el dirigente a La Otra Campana.

El proyecto Tica Tekoé tiene un plazo de ejecución de 2 años. El monto recibido asciende a 16 mil dólares. “Esperamos poder mostrar a los turistas y a los visitantes cómo es nuestra espiritualidad, cómo es la vida comunitaria de los pueblos indígenas” se entusiasma Javier.

Javier Villalba nació en Perutí. “Estamos en un lugar estratégico”, señala. Y explica que sin necesidad de “tumbar el monte”, estas 20 familias pueden generar una interesante fuente de subsistencia.

LAS ACTIVIDADES

Entre las actividades financiadas por el proyecto se incluye la capacitación en temas como derechos y alimentación. Están construyendo un invernáculo con especies nativas, frutales y medicinales.

“Es la única comunidad TICA (territorio indígena conservado para el medio ambiente)”, se enorgullece Javier. “Ganó un concurso entre 2 mil comunidades en Argentina. Es una de las 18 comunidades en Argentina que ganó este proyecto de 16 mil dólares. Las estoy asesorando junto a una técnica de la Secretaría de Agricultura Familiar, Campesina e Indígena de la Nación. El objetivo es construir un Centro Interpretatitivo para recibir y mostrar a los turistas. Estamos abriendo un sendero interpretativo donde se va a mostrar la forma de caza y pesca del pueblo mbyá guaraní”.

Compartí esta nota: